Cambiar idioma

Prevención de la adicción al tabaco – Día Mundial del EPOC

Prevención de la adicción al tabaco – Día Mundial del EPOC
17 nov

Prevención de la adicción al tabaco – Día Mundial del EPOC

Cuando se habla de cómo perjudica el tabaco en nuestra salud, inmediatamente lo relacionamos con cáncer de boca, de garganta o de pulmones, entre otros. Pero lo que hay que saber es que el hábito de fumar o inhalar humo del tabaco puede originar la aparición de otras enfermedades como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica.

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) es una enfermedad pulmonar progresiva e incurable que se caracteriza por la reducción gradual del flujo de aire hacia los pulmones.

Principalmente suele aparecer por  la inhalación de sustancias tóxicas, principalmente del tabaco; aunque también puede producirse por la inhalación de otros humos, fuera y dentro del ámbito laboral (exposición de los humos de los coches que originan una importante contaminación ambiental en las grandes ciudades, exposición a humos generados en distintos procesos productivos, etc.).

La Organización Mundial de la Salud ha pronosticado que en el año 2030 será responsable del 8,3% de todas las muertes que sucedan y será la 3ª causa de muerte en el mundo. En ella se produce una obstrucción al flujo aéreo y una dificultad para vaciar el aire de los pulmones.

El estudio reciente más importante realizado en España, el EPI-SCAN II, por la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) y que contó con una muestra de 10.200 personas, cifra la prevalencia de la EPOC en la población española mayor de 40 años en un 12,4 por ciento, un dato que confirma que es de una de las patologías crónicas más frecuentes en adultos.

Los primeros síntomas comienzan con tos y expectoración, seguida de una dificultad para respirar o disnea al andar que se agrava al hacer algún esfuerzo físico. Poco a poco la persona, sin darse cuenta, tiene dificultades para desempeñar tareas, incluso básicas, como vestirse o bañarse, ya que le suponen un esfuerzo, ocasionándole una sensación de ahogo. Otros síntomas, en fases más avanzadas, son sensación de agotamiento, falta de concentración, opresión en el pecho u otros problemas cardiocirculatorios e incluso la muerte.

Este año queremos concienciar y mostrar más preocupación en la prevención de esta enfermedad ante la situación que estamos viviendo de la pandemia por la COVID-19, ya que estudios publicados en la revista médica Respiratory Medicine afirma que las personas con EPOC tienen un riesgo cinco veces mayor de sufrir infecciones severas a causa de la COVID-19.  Según estas informaciones, al fumar estimula la generación enzimas convertidoras de angiotensinas (ECA); que son las estructuras en la superficie de las células en las vías respiratorias, en las que el virus de la COVID se adhiere y penetra. Es por todo esto que los expertos dicen que los pacientes de EPOC deben ser especialmente precavidos en evitar la exposición al virus.

Área de Prevención de Riesgos Laborales de Activa Mutua

Realizar un comentario